Una infracción de la Ley Orgánica de Protección de Datos ha supuesto una sanción de 3000 euros para la operadora PepePhone, que publicó la dirección de todos sus destinatarios en un mailing publicitario por error.

El pasado mes de abril la operadora anunciaba que iba a autodenunciarse ante la Agencia de Protección de Datos por esta gestión inadecuada de los correos. Y, así, tras pedir disculpas por lo sucedido, la propia compañía procedió a autodenunciarse.

Una decisión que ha supuesto una rebaja considerable en la que podría haber sido la sanción para la empresa, ya que la Agencia Española de Protección de Datos ha considerado que no existe intencionalidad acreditada por parte de PepePhone.

El compromiso con la protección de datos ha convertido una multa que debería oscilar entre los 40.000 – 300.000 euros por infracción grave de la LOPD, en una sanción de 3.000 euros. Un buen gesto y la demostrada concienciación con la necesidad de cumplir con la LOPD ahorran varios miles de euros a PepePhone y nos muestran que, en lo referente a la LOPD, ser deshonesto, se paga.

 

Lucía Calviño

Resp. Dpto. Comunicación

Uso de cookies

RB Soluciones ® utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies

Pin It on Pinterest

Share This